Perdidos por el mundo

CAMINS… de una galega y un català

Big Sur y el Valle de Monterey

Posted by chus y xavier en 30 agosto 2009

Salimos bien tempranos de San Luis Obispo y vamos bordeando la costa de California hasta Monterey para visitar los viñedos. A este recorrido se le llama Big Sur y va por la carretera 1 a lo largo de la costa. Parece ser que es una de las zonas naturales más bellas de los EEUU. El origen del nombre se remonta a la llegada de los aventureros españoles en la época de los descubrimientos que subiendo desde Monterey se quedaron impresionados por su grandeza y no me extraña pues el espectáculo se sucede entre ascensiones por escarpados acantilados de hasta 300 metros sobre el mar y dramáticos descensos hasta el nivel de las olas. El paisaje interior y las vistas al mar son impresionantes.

Monterey está ubicada en la costa central de California a unas 100 millas al sur de San Francisco y 300 millas al norte de Los Ángeles. La ciudad abraza unas colinas bajas con vistas a la parte sur de una bahía circular, escondida en un rincón norte de la espectacular Península de Monterey. Con su clima moderado, sus magníficos paisajes y hermosísimas playas, la ciudad se ha convertido en una zona residencial preferida por los numerosos trabajadores técnicos del vecino Valle de la Silicona. Está en el punto norte de la hermosa región costera de California, conocida como el Gran Sur (Big Sur), así que es un buen lugar de parada para los turistas que están haciendo el viaje por la Ruta Uno, esta hermosa Autopista Costera de California favorecida por la mayoría de los turistas.

Big Sur se localiza a lo largo de la Carretera Escénica Uno, aproximadamente a 240 km al sur de San Francisco y a 480 km al norte de Los Angeles. . Hoy en día, Big Sur se refiere a una franja de 150 km de costa áspera y sorprendentemente bella entre Carmel, al norte y San Simeón (Hearst Castle) al sur. La Highway One (Carretera Uno) pasa a lo largo de este lugar y está limitada a un lado por las majestuosas Montañas Santa Lucía y en el otro por la rocosa Costa del Pacífico. Las características escénicas y la grandeza natural de la costa son el resultado de una imponente geografía, una rica composición de la vegetación y el dramático encuentro del mar y la tierra, que representan la mas grande atracción de la zona. Big Sur ha mantenido una reputación mundial por su belleza espectacular. Las excursiones a pie y en automóvil son las actividades recreacionales mas importantes. Maneje con cuidado. Highway One es una de las carreteras mejor mantenidas en el mundo, pero tiene curvas muy cerradas y colinas muy inclinadas que impiden las altas velocidades.

Durante el recorrido hacemos varias paradas para admirar los paisajes de postal y hacer unas fotos. En una de las playas nos encontramos unos leones marinos, tantos o más que en Puerto Pirámides (Argentina) pero igual de vagos.

Algunas de las fabulosas vistas

IMG_7692 (Medium) IMG_7719 (Medium) IMG_7720 (Medium) IMG_7721 (Medium) IMG_7722 (Medium) IMG_7723 (Medium)

El puente de Bixby IMG_7724 (Medium) IMG_7725 (Medium) IMG_7728 (Medium)

Los leones marinos

IMG_7691 (Medium)

En otra parada nos encontramos con unas ardillas muy sociables y aprovechamos que tenemos pan para sobornarlas y hacernos unas fotos monísimas. Somos la envidia del parque!!

Las encantadoras ardillas

IMG_7701 (Medium) IMG_7705 (Medium) IMG_7713 (Medium) IMG_7715 (Medium)

A lo largo de la costa también nos encontramos muchos pájaros, casi todos de color negro, aunque el único que reconocemos es el cuervo.

Un cuervo posando para la foto

IMG_7696 (Medium)

Dejamos atrás este recorrido marítimo para incorporarnos en otro igual de espectacular. Nos perdemos entre los viñedos de Salinas Valley y los cultivos de hortalizas y fresas. Dan ganas de pararse a probar de todo pero la carretera está bastante transitada…

Los viñedos forman una serie de terrazas ligeramente elevadas sobre el valle a ambos lados de la carretera. Buscamos una bodega un poco al azar y vamos a parar a Santa Lucia Highlands, a la bodega Paraíso donde nos encontramos con una gran acogida e incluso tenemos la suerte de compartir la degustación con David el enólogo.

Algunos viñedos de Salinas Valley

IMG_7730 (Medium)IMG_7731 (Medium) IMG_7736 (Medium) Viñedos cargados de uvas

IMG_7732 (Medium)

Después de probar 5 de sus vinos concluimos que sus vinos son de gran pureza y sabores muy afrutados. Paraíso Riesling 2007 es un vino seco, muy mineral, con aroma a pera, albaricoque y clavo. En boca es envolvente y con una acidez muy refrescante. Paraíso Pinot Noir 2007 es un vino potente y delicado a la vez con aromas a cereza, ciruela y otros frutos negros además de pimientas, vainillas y ahumados aportados por la barrica de roble francés. Este vino es la niña mimada de la bodega. David nos cuenta la anécdota de la pinot después de la película “Entre copas”. Antes casi nadie quería pinot noir porque es un vino “poco potente” para el gusto americano, pero después de la película a todos les entró la pasión por la pinot aunque no fuese su estilo (pues estaba de moda). Entonces muchas bodegas buscaron clones de variedades y la modificaron para conseguir un vino más “heavy”, más americano hasta que algunos enólogos decidieron volver a la esencia pues al pinot es como es y le gusta a quien le gusta, no es para aquellos que buscan llevarse la boca de tanino y alcohol.

Después de un debate muy interesante sobre la variedad y la prensa pasamos a probar Paraíso Syrah 2004, un vino muy francés, con 15 meses en barrica, es rico en aromas a frutos negros, especias, chocolate y after-eight y en boca tiene un gran peso y un tanino muy estructurado. Después de este syrah probamos otro, el Wedding Still 2004 que tiene un valor sentimental añadido ya que las uvas proceden de la finca donde David se casó.  Para mi gusto es un vino más fácil que el anterior.

Probando los vinos con David el enólogo

IMG_7745 (Medium)

Al final y como despedida nos da a probar un vino al estilo oporto hecho con la variedad portuguesa souzão, el Paraíso Souzão Port. David estuvo en Portugal conociendo el estilo y la forma de elaborar oportos y realmente ha conseguido un vino muy interesante, quizá más cálido que los portugueses pero con el mismo intenso y profundo cereza picota y con una nariz cargada de frutas negras, muchas especies, vainilla y caramelo.

Decidimos llevarnos una botellita por 27$/19€ y así no pagamos los 5$/3,5€ de la degustación. Realmente esto de las visitas a las bodegas y las degustaciones está muy bien montado pues la gente va, prueba todos sus productos y siempre acaba comprando algo. Además suelen tener zonas habilitadas para picnics y paseos por el viñedo, lo cual motiva a la gente a salir a conocer las bodegas. Hay mucha información y revistas gratuitas en todas partes con rutas y bodegas recomendadas. Muy fácil para conocedores y desconocedores de la zona.

Después de la interesantísima visita y didáctica charla volvemos a subirnos al coche, conduce Xevi pues yo he bebido un poquito y nos vamos a San Francisco. Como tenemos habitación reservada ponemos la dirección en el GPS y nos dejamos guiar. Llegamos casi de noche y no podemos hacernos mucha idea de la ciudad. Solo que hace bastante frío. Tenemos que rescatar los pantalones largos y polares.

San Francisco se encuentra sobre la costa de California a unas 400 millas al norte de Los Ángeles. Está situada sobre la ribera de una gran bahía protegido por las Montañas Costeras de California. La ciudad es famosa por sus calles empinadas con vistas panorámicas de la hermosa bahía de San Francisco y las montañas que la rodean. Tiene un clima muy moderado, con veranos cálidos e inviernos fríos, pero sin temperaturas extremas. Las brisas de la costa, procedentes del Océano Pacífico, hacen que los veranos no sean demasiado calurosos y detienen al mismo tiempo al clima helado de invierno. ¡Llévese un abrigo, ya que los vientos de la noche pueden ser bastante fuertes durante cualquier época del año!

El hostel está en el centro de San Francisco, en la “frontera entre el bien y el mal”. Una calle más abajo están los homeless (gente sin hogar), drogadictos, borrachos,… así que lo primero que nos recomiendan es que no crucemos la frontera (virtual). Buscamos un restaurante en las calles no conflictivas y nos comemos un buen entrecot con patatas fritas y verduras en un entorno 100% americano, con gordos bebiendo cerveza y coca-cola en vasos gigantes y comiendo todo tipo posible de fritanga.

En el hostel compartimos habitación con 2 chicos muy tranquilitos. El lugar está súper nuevo con una cocina enorme, sala de estar comodísima y baño privado (para 4) y desayuno por 58$/41,5€ con descuento de carnet de alberguista pues es un Hi Hostel, bastante bien para ser en San Francisco y Domingo. El coche hoy también duerme en un parking privado por el que pagamos 10$/7€.

Cada día nos cuesta 46,5$/33€ más gasolina y parking alguna que otra vez. Es algo caro pero la única forma de moverse por California libremente.

Anuncios

Una respuesta to “Big Sur y el Valle de Monterey”

  1. Hola!!! en cualquier momento os encontrais a Angela Chanin por ahí!!!! La Rosiña dice que si veis a Chuli le deis un becho de su palte.
    Qué pasada todo!
    Besooooooooos de las nenas!!!!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

 
A %d blogueros les gusta esto: