Perdidos por el mundo

CAMINS… de una galega y un català

Sonoma parte 1: Sonoma Valley y Carneros

Posted by chus y xavier en 6 septiembre 2009

Nos levantamos temprano, nos ponemos el bañador y después de un suculento desayuno nos vamos a la piscina. Aprovechamos los primeros rayos de sol y que no hay nadie más que nosotros y escribimos un poquito. Intentamos meternos en el agua pero está muy fría. Preferimos la duchita caliente.

A las 11 am dejamos la habitación y vamos al motel del vecino a preguntar precios para esta noche. Regateamos un poco y conseguimos 57$/40,5€ por noche, sin piscina pero también con desayuno y una cama enorme. Creíamos que sería más difícil y más caro pues el lunes es festivo en EEUU, es el Labor Day, así que hacen puente y hay gente por todas partes pero como hoy ya es domingo ya se puede negociar un poquito, ayer y anteayer era imposible.

Con ese precio tan interesante decidimos quedarnos 3 noches para visitar Napa y Sonoma desde el mismo punto.

Planeamos nuestra ruta vinícola y hoy y mañana toca Sonoma.

Hoy hacemos la parte más meridional, concretamente Sonoma Valley y Carneros. Cuando comenzamos a adentrarnos en el valle nos encontramos con viñedos por todas partes, en el fondo el valle, en los valles laterales, …

La primera bodega que visitamos se llama Matanzas Creek y nos atiende Linda, una señora muy maja que tiene el hijo viviendo en Barcelona.

El exterior de la bodega

IMG_8086 (Medium) IMG_8097 (Medium)

Comenzamos probando el Sauvignon Blanc 2007. Aunque no lo pone en la botella el Sauvignon lleva un 13% de sauvignon musque, variedad que desconozco. Es un vino con aromas cítricos que parece que quieran escaparse de la copa y que se mantienen con una buena acidez en boca.

El siguiente vino, Chardonnay 2007. Un vino rico y cremoso con aromas sobre todo a pera y manzana. El paso por la barrica (25% roble francés nuevo) le aporta aromas delicados de vainilla y caramelo. Es muy cremoso en boca y tiene un fantástico final mineral.

De los muchos otros que probamos nos sorprende el Merlot 2005 de Bennet Valley con 15 meses en barrica de roble francés (16% nuevo) abundantes aromas a frutos del bosque. En boca aromas a especies, paladar sedoso y final muy mineral. El mismo vino del 2007 todavía necesita crianza en botella pues tiene la acidez y el tanino muy marcados.

Otro interesante son el Merlot Jackson park Vineyard 2002 y 2005. El 2002 está perfecto. Son vinos que han pasado 15 meses en roble francés. Las uvas provienen de viñedos cerca del pacífico donde la niebla y la brisa marina ayudan a preservar las cualidades aromáticas, la acidez y tanino de estos vinos. Son vinos con mucho cuerpo, bien balanceados, color intenso y notas de casis, clavo y cedro, en boca café y pimienta blanca. Son vinos totalmente de guarda.

Linda nos comenta que en las bodegas presentemos nuestra tarjeta (business card) y así no pagaremos en ningún sitio por las degustaciones. De hecho aquí nos ahorramos 30$/22€, pues tienen 2 tipos de cata, la de vinos más normales por 10$/7€ y las de los reserva por 20$/15€. Es bueno saberlo pues en Napa lo mínimo que cobran son 20$/15€ por cata.

Linda, la encantadora señora. Por cierto muchas gracias por la recomendación

IMG_8093 (Medium) IMG_8094 (Medium)

Después de Matanzas Creek nos vamos a Kenwood Winery, al otro lado del valle. Ahí ponemos en práctica lo que nos dijo Linda y funciona. A cambio de mi tarjeta de sumiller nos dan una ficha para probar los vinos que queramos.

Entrada de la bodega

IMG_8109 (Medium)La sala de cata

IMG_8101 (Medium) Los viñedos cargados de uvas

IMG_8111 (Medium)

IMG_8100 (Medium) IMG_8099 (Medium)

Probamos 5 vinos. El primero un Chardonnay 2007 con aromas a manzana verde, pera, toques cítricos. En boca aparecen algunos toques ahumados del paso por barrica y una muy buena acidez.

El segundo vino un Chardonnay reserve 2007. Es más complejo que el anterior con aromas a mandarina, manzana roja, bollería. En boca es muy glicérico y con una acidez muy agradable.

Con los tintos comenzamos probando una Zinfandel Jack London 2006 con aromas a moras, fresas, laurel, cereza cubierta de chocolate. Un vino muy interesante.

Después probamos el súper vino de la bodega, Cabernet Sauvignon Jack London 2004. Un vino de 75$/53€. Increíble, con aromas a pimienta negra, hojas de té y chocolate negro. En boca un buen balance entre taninos y acidez y un final larguísimo. De hecho las gamas más prestigiosas de esta bodega son Jack London y Reserve. Si volviésemos a España nos llevaríamos un vinillo de esta bodega pues creo que promete mejorar con los años.

Después de la visita de estas dos bodegas nos vamos a pasear por Sonoma centro. Un lugar muy tranquilo con una plaza ajardinada genial para hacer picnics y beber un buen vino. De hecho es aquí el único lugar donde se puede beber alcohol en la calle sin que sea delito.

Destino maravillosamente relajante, Sonoma está enclavada en medio de cientos de miles de hectáreas de tierras de viñedo. Alquile una bicicleta para llegar a los lugares de interés o camine por las pintorescas tiendas de Sonoma Plaza. La Misión de San Francisco Solano permite hacerse una idea del pasado de esta ciudad. En los alrededores se puede montar a caballo, pescar y montar en globo. Los restaurantes de primera clase sirven lo mejor de la cocina californiana en entornos desenfadados. Después de varios días agotadores de cata de vinos, relájese en uno de los lujosos balnearios de Sonoma.

El ayuntamiento

IMG_8113 (Medium)La Misión de San Francisco Solano

IMG_8115 (Medium)

Después del corto paseo por el centro de Sonoma volvemos a conocer más bodegas.

Vamos a Ravenswood, una bodega que se hizo conocida por unos buenísimos vinos tintos y que pasó rápidamente de vender 327 cajas en 1976 a las actuales más de 400.000. Esta bodega nos llama la atención porque tenían un lema que decía “no a los vinos debiluchos” pero después de probar más de 8 creemos que el lema ya no se cumple. En general nos encontramos ante unos vinos bastante escuálidos y lo peor de todo es que tuvimos que pagar la degustación (15$/10,7€) pues este sitio está más pensado para que la gente vaya a beber y no a conocer sus vinos.

Después bajamos a la zona de Carneros donde nos encontramos las colinas cubiertas de hierba y viñedos, bastante cerca de la Bahía de San Pablo. Esta AVA (American viticultural Area) está compartida por Napa y Sonoma pero está más explotada la zona de Sonoma pues es un poco más fría gracias a las brisas y niebla del Pacífico por lo que produce buenos chardonnay y pinot noir.

Vamos primero a la Bodega Gloria Ferrer que pertenece a la familia Freixenet. Nos hace mucha ilusión ver las banderas catalana y española al lado de la americana y californiana en lo alto de la colina.

Entrada a la bodega

IMG_8136 (Medium) La bodega en lo alto de la colina

IMG_8132 (Medium) Las 4 banderas

IMG_8124 (Medium)Los viñedos

IMG_8130 (Medium)

Estos sí que lo tienen bien montado, tienen un espacio para bodas y diferentes eventos y directamente cobran por copa de vino (no hay degustación, salvo que quieras comprar botellas para llevar), además también sirven tapas catalanas entre ellas el pa amb tomaquet, que bueno!! Una vez más tenemos suerte y nos atiende un chico mejicano muy majo y nos da a probar diferentes espumosos de los cuales hay dos que están muy bien, pero el precio también es carillo.

La barra a tope. El chico del bigote es el mejicano que nos sirvió

IMG_8127 (Medium)El menú de tapas IMG_8129 (Medium)

Aquí la gente se siente muy glamurosa con una copa de vino espumoso en la mano. El Gloria Ferrer Royal Cuvée 2002 es un espumoso con mucha complejidad. Ha estado 6 años en crianza sobre lías en la botella por lo que los aromas son más complejos y después de un tiempo comienzan a asomarse recuerdos de pera, agua de rosas, limón además de jengibre y vainilla. Un vino con un largo y elegante final. Es un coupage de 65% pinot noir y 35% chardonnay. Es un espumoso de 35$/25€.

Otro que nos encantó es el Carneros Cuvée 1998. Un vino exótico, estructurado, con una burbuja finísima que se deshace en la boca como mantequilla. Muy interesante, pero su precio también 50$/36€. Los otros son bastante cutrillos, tipo semi-seco y un va de vi muy dulzón. Dejamos quedar la tarjeta de sumiller y no pagamos nada.

Después de Gloria Ferrer nos vamos a Cline y pegamos un cambio radical en la degustación. Pasamos directamente a vinos hechos con las variedades del Ródano ( Viognier, marsanne, syrah,…).

La bodega está en un entorno natural monísimo con fuentes y cascadas dentro de preciosas zonas ajardinadas. Hay varias carpas instaladas en los jardines pues están celebrando un evento para los aficionados del cigarro así que nos encontramos con cada personaje que no tiene desperdicio. Que frikis!! Algunos van totalmente borrachos, con el puro en la mano y vestidos de romanos. Seguro que Josep se sentiría como en casa!!

Los aficcionados del cigarro. Esa barriguita…

IMG_8138 (Medium) IMG_8137 (Medium)

Por suerte la zona destinada a la degustación está un poco apartada de todo este barullo, es otra carpa que también está en una parte del jardín. Es genial hacer la degustación en un espacio abierto y natural, la pena es que se ha levantado un viento fortísimo que se lleva todo volando. Parece ser que en esta zona cada día sobre las 15-16 horas corre bastante aire aunque no tan fuerte pues es muy positivo para refrescar la uva y que no se cueza con el sol.

En Cline comenzamos probando un viogner, el Cline Sonoma Coast Viognier 2008. Un vino súper floral y seco en boca. Recuerdos a madreselva, flor de naranjo, melocotón y albaricoque. Fantástico!!

Después probamos 2 syrah, uno de Sonoma County y otro de la costa. Totalmente diferentes. El Cline Syrah 2007 es un syrah syrah con aromas a cereza, un toque de pimienta negra y chocolate. Cline Cool Climate Syrah 2007 tiene una acidez refrescante y los aromas recuerdan a after-eight y ahumado, tabaco pimienta negra los cuales persisten en boca donde también aparecen recuerdos a cereza madura.

Luego probamos 3 zinfandel de viñas viejas y la más interesante es Cline Big Break Zinfandel 2007. Un vino robusto, bastante salvaje, con mucho cuerpo y tanino bien estructurado.

El tema de los zinfandel es parecido a la carmenere en Chile, está pero no es la variedad más cotizada ni la más aclamada por los enólogos ni el público, sin embargo a los extranjeros nos seduce mucho la idea de una variedad medio desconocida que al final no es tan atractiva. Opinión totalmente personal.

El último vino que probamos es el Cline Small Berny Mourvédre 2007. Una monastrel (o mataró) muy bien lograda con aromas a anís, frutos negros y un tanino muy suave. Después de la sobredosis de taninos ya va bien algo más delicado, sobre todo después de las zinfandel. El señor que nos atiende, Gary Schmitt nos explica secretos de la bodega pero tienen tanto trabajo que no puede dedicarse a nosotros todo lo que quisiera.

Gary Schmitt de Cline

IMG_8147 (Medium)

Con tanto vino se nos ha abierto el apetito así que pasamos por Sonoma (pueblo) y vamos al súper a comprar un poco de marisco de la costa del Pacífico, ya cocinado y unas costillas de cerdo y volvemos al hotel a pegarnos la gran cena acompañado por la gewurstraminer de Husch que compramos el otro día. Llevamos todo el día escupiendo vino así que apetece beber un poco de verdad.

De vuelta vemos muchas bodegas, la más impactante este Chateâu de Ledson. Parece que estemos en Bordeaux!!

IMG_8148 (Medium) IMG_8149 (Medium)No tan rápido, para comerlo hay que pelarlo!!

IMG_8150 (Medium)

Con el apetito más saciado cogemos toda nuestra ropa sucia, que no es poca, y buscamos una lavandería autoservicio donde pasamos unas 2 horas hasta que lavamos todo y aprovechamos que hay Internet para seguir con el blog. Es genial, en la lavandería también hay Internet libre!!

Hacia la lavandería

IMG_8151 (Medium)

Hoy ha sido un día muy largo y los próximos días también prometen ser interesantes!! Lo sentimos por los abstemios!!

Anuncios

2 comentarios to “Sonoma parte 1: Sonoma Valley y Carneros”

  1. JORDI said

    Hola nois!
    Després de tants comentaris que us he deixat al blog (je je) avui faig una excepció i no miraré la tele. Ho sento però soc “home” de poques paraules.
    M’estic posant al dia, realment les fotos us queden de conya. Espero que feu bons contactes als llocs que aneu perquè quan poguem anar-hi nosaltres, tinguem lloc per anar a dormir, ja que ni un alberg ens podrem pagar. La cosa está muuuuy mal! Només de tant en tant us trobem a faltar (cada mig minut), sobretot els dissabtes a la taula, estem una mica més amples i haig de posar una fusta menys.
    Chus: et deus imaginar que no t’estem guardant res dels dinars, el congelador està ben buit…t’ho dic més que res perquè no et facis il·lusions. No crec que us fem massa enveja després dels plats que ens heu estat ensenyant.
    Suposo que en Millet no us ha subvencionat el viatge, és l’home de moda a Catalunya i per malament, no sé si n’esteu al corrent…
    Veig que us ho esteu passant super bé, i amb molta alegria, coneixent gent nova. Aquí som els de sempre i els nostres llargs viatges (Arbúcies-Tarragona) no tenen res a envejar a el que esteu fent vosaltres (NO N’HI POC).
    Vinga, és la una de la matinada i tinc molta son. Demà en Sergi té partit a la Juventus i ens hem de llevar aviat. Respecte a la feina, vaig tirant com puc però fins el mes de febrer no em puc queixar, després ja ho veurem.
    Una forta abraçada i un petonàs del vostre cunyat que amb tants missatges us ha agobiat.

    Muà muà
    Jordi

  2. rafael lee said

    soy sommeliers cubanos ,me gustaria
    mantener en contacto .
    -por favor escribeme a mi correo

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

 
A %d blogueros les gusta esto: