Perdidos por el mundo

CAMINS… de una galega y un català

Adiós Nueva Zelanda, regresamos a Australia

Posted by chus y xavier en 9 diciembre 2009

En el momento en que nos sentamos en el avión nos ponemos los antifaces y nos olvidamos del mundo a nuestro alrededor, solo necesitamos dormir unas horitas y vaya si lo hacemos, nos despertamos tras 4 horas de vuelo por el movimiento del aterrizaje del avión sino todavía seguiríamos durmiendo.

Llegamos a Melbourne a la hora indicada, totalmente dormidos pero más descansados, recogemos nuestro equipaje para pasar el control policial y otra vez más mis botas resultan conflictivas por culpa de un poco de tierra en la suela, a estos australianos y neozelandeses se les va la olla, se llevan mis botas a desinfectar y sin embargo no controlan las suelas de los zapatos que la gente lleva puestos, seguro que algunos llevan más tierra que mis botitas pero como las llevo en la mochila el escáner detecta material de montaña y se ponen locos, sin embargo Xevi las lleva puestas y ni se fijan. La ventaja de todo esto es que me las dejan limpísimas.

Tras el exhaustivo control volvemos a facturar rumbo a nuestro destino final, nos subimos en el avión y en 50 minutos ya estamos en Adelaide.

Recogemos el equipaje y nos vamos a la oficina de información para averiguar la forma económica de salir del aeropuerto y llegar al centro donde nos espera nuestra nueva Spaceships. Nos atiende un señor súper majo que nos da información de todo tipo, para las bodegas, Uluru, Great Ocean Road, etc.

La ciudad está muy cerca del aeropuerto así que sin darnos cuenta ya estamos firmando todos los papeles del alquiler de la caravana que por suerte es la más nueva de todas las que hemos tenido. Un último modelo con el nombre de Bruce, escasos kilómetros y un DVD de pantalla plana de lujo. Por fin volvemos a tener una neverita decente.

Con tanto ajetreo de un lado a otro se nos pasa totalmente el sueño, sobre todo cuando la chica de Spaceships nos comenta que tenemos una multa pendiente de pagar de cuando tuvimos la caravana hace unos meses. Resulta que nos clavan 84$AU/52,5€ por pasarnos en la velocidad 13 km (teníamos que ir a 60 e íbamos a 73 km/hora en alguna parte de la Costa Este, lo peor de todo es que Spaceships nos cobra 50$AU/31€ por tramitar la multa, es decir, 50$AU/31€ por cambiar su dirección por la nuestra en España, un trabajo agotador, bueno nosotros lo llamaríamos un robo a mano armada, pero tenemos que resignarnos y pagar si queremos disfrutar de nuestra flamante caravana estos últimos días, pero que conste que estamos muy enojados. Cada vez nos gusta menos Spaceships, se salvan porque siguen siendo los más baratos, si no … aún siendo los más económicos del mercado, en esta ocasión como es temporada alta nos sale súper caro, 1155$AU/722€ por los 21 días y suerte que nos han arreglado un poco el precio. Tenemos que contar a partir de hoy 84$AU/52,5€ fijos cada día además de gasolina. Nos estamos dejando una pasta gansa en estos países. Que ganas de irnos para Asia!!

Cargamos el coche con nuestras mochilas y en cuanto podemos salimos pitando de Adelaide, paramos en un gran supermercado y compramos víveres para varios días, sobre todo mucha agua pues hoy comienza nuestra solitaria odisea por el Outback, nos vamos camino al Centro de Australia donde se encuentra la gran roca, el Uluru.

Conducimos unos 200 km de los 1500 km que nos quedan hasta el Uluru y en Snowtown paramos para hacer noche.

A menos de 100 km de Adelaida el color de la tierra comienza a tomar un tono anaranjado, escasa vegetación, lagos de color rosáceo y grandes y solitarias llanuras. El primer atardecer en ruta es un verdadero regalo.

Las llanuras al inicio del Outback

IMG_3838 (Medium) IMG_3841 (Medium) Pasamos al lado de un lago de color rosa

IMG_3843 (Medium)

Estamos a punto de adentrarnos en uno de los desiertos más áridos del mundo y pensar que hasta hace unas horas estábamos rodeados de frondosos boques y agua fluyendo por doquier.

Hoy hemos regresado a Australia para continuar con nuestra hazaña por sus interminables carreteras.

Hace unas horas hemos cerrado la página de otro país, el más diferente de todos y también el más sorprendente en todos los sentidos. En Nueva Zelanda hemos vivido fantásticos días en familia, conocido los lugares más turísticos del país y también hemos pasado los días más tristes de todo el viaje tras la dura despedida. Hemos renacido de nuestras propias cenizas y hemos aprendido a ser más fuertes y a valorar una vez más, realmente en serio lo increíble que es lo que estamos haciendo y todo lo que estamos viendo.

La ciudad de Auckland

IMG_3781 (Medium)

Los fantásticos días en familia

IMG_1482 (Medium) El área termal de Rotorua

IMG_1577 (Medium)

A Xevi le tocó ser el jefe de la “tribu” de turistas ante los maorís

IMG_1607 (Medium) IMG_1608 (Medium)

Las pozas termales en la Reserva de Waimanpu

IMG_1652 (Medium)La precioso y tranquila Queenstown

IMG_1754 (Medium)

El increíble Milford Sound

IMG_1823 (Medium) IMG_1866 (Medium)

IMG_1880 (Medium)

La inglesa Christchurch

IMG_2075 (Medium) IMG_2092 (Medium)

Después de los lujos y el calor familiar recorrimos 5500 km a lo largo de las dos Islas en una caravana no apta para el cambiante y a veces hostil clima de Nueva Zelanda.

En nuestra caravana hemos perfeccionado la capacidad para aguantarnos 24 horas al día en un micro-micro-micro espacio pues o por la lluvia, el viento o los mosquitos nos ha tocado estar más dentro que fuera.

Nueva Zelanda es para muchos el camino de Santiago en las antípodas, un viaje solitario y espiritual, largas horas por senderos de incomparable belleza bajo los antojos del clima, para otros es un paraíso hippy donde no usar zapatos es lo más normal. Las tiendas de calzado no son un buen negocio en este país. Es el país de los pies descalzos.

Un país donde los únicos peligros que acechan al hombre y a los animales sigue siendo el propio hombre pues no hay animales venenosos, no hay reptiles, tarántulas, etc. todo eso se queda en Australia. Es tan exagerada esa ausencia de predadores que los pájaros todavía viven confiados cruzando la carretera como si fuesen los amos del mundo y casi puedes tocarlos pues se esperan al último segundo para salir volando, es debido a esa confianza que al kiwi se le han atrofiado las alas, el símbolo nacional de Nueva Zelanda ahora mismo se halla en peligro de extinción.

Nueva Zelanda es un país verde, verde, verde con grandes y prístinos lagos, montañas nevadas todo el año, alguna que otra playa de arenas doradas, viñedos por todas partes y atardeceres de ensueño.

La verde Península de Banks

IMG_2011 (Medium)

Algunos de los maravillosos y brillantes lagos

IMG_2114 (Medium)

IMG_2466 (Medium)

Las transparentes aguas de Pupu Springs

IMG_2638 (Medium)

Los excepcionales jacuzzis de Hot Water Beach

IMG_3600 (Medium)

Las playas de arena dorada en la Golden Bay

IMG_2569 (Medium)

El impresionantes Monte Cook

IMG_2150 (Medium) IMG_2180 (Medium)

El glaciar Franz Josef

IMG_2488 (Medium)

Las hechizantes puestas de sol

IMG_2374 (Medium) IMG_2697 (Medium) IMG_2801 (Medium) IMG_2802 (Medium) IMG_3625 (Medium)

Las verdes colinas entre los viñedos de Gisborne

IMG_3526 (Medium)

Nuestra peregrinación por el país ha sido al 100% vinícola, 5500 kilómetros de una región vinícola a otra. Desde el frío e inclemente sur, donde se encuentran los paisajes vinícolas más bellos del mundo, pasando por la Costa Oeste, la Costa Este, las increíbles colinas de Marlborough, la Bahía de Hawke, Gisborne, al norte de Auckland hasta la fantástica y ensoñada Isla de Waiheke. Un país donde los vinos de clima frío aportan verdaderos aromas a fruta fresca, tierra, hierba,… y refrescante y en muchos casos unas acideces tan punzantes como el abrazo de un ramo de rosas.

Los viñedos colgados del el Valle de Gibbston (Central Otago)

IMG_2387 (Medium)

Viñedos de Rippon en el Lago Wanaka (Central Otago)

IMG_2429 (Medium)

Infinitos viñedos en Marlborough

IMG_2909 (Medium) IMG_2993 (Medium)

Viñedos en Hawke’s Bay

IMG_3337 (Medium)

Viñedos en Gisborne

IMG_3527 (Medium)

Viñedos en Matakana (Norte de Auckland)

IMG_3687 (Medium)Viñedos en Waiheke (Auckland)

IMG_3803 (Medium)

  Disfrutamos al máximo de los grandes vinos de Malborough…

IMG_3001 (Medium) IMG_3028 (Medium)

… Las bodegas de Gisborne…IMG_3516 (Medium)

… Las bodegas de la nueva zona de Matakana (norte de Auckland)…IMG_3686 (Medium)

…Y de las de la paradisiaca Isla de Waiheke

IMG_3791 (Medium)

La hierba, en Nueva Zelanda se merece un capítulo aparte, pues todo, absolutamente todo en este país huele a hierva; recién cortada, seca, verde, fresca,… siempre, en lo más superficial o profundo de este país está el inconfundible olor a hierba. La hierba huele a hierba, la leche huele a hierba y la mantequilla, el queso y la sauvignon blanc también huelen a hierba.

Los verdes prados de la Isla Sur

IMG_2649 (Medium)

Y de la Isla Norte

IMG_3324 (Medium)

Ahora que estamos en Australia, en esta majestuosa llanura seca y solitaria descubrimos que nosotros e incluso nuestras cosas se han llevado un poco de ese olor verde que tanto nos recordó a Galicia. Ese clima, esa forma de llover consiguió que me acordase de de mi tierra y mi gente más que nunca y Xevi comprobó lo que muchas veces le había intentado explicar sobre la mágica lluvia. No solo llueve desde arriba, cuando llueve de verdad, la lluvia juega a confundirnos y a veces cae de lado y otras, uno no sabe si cae de arriba o también brota desde abajo. Ella es el único secreto para que los paisajes sean un infinito cuadro donde solo destaca un color, el verde.

La lluvia es el único secreto para que Nueva Zelanda sea así…

IMG_3789 (Medium) IMG_1640 (Medium) IMG_1960 (Medium)IMG_2382 (Medium)IMG_3064 (Medium) IMG_3635 (Medium) IMG_3571 (Medium) IMG_3573 (Medium) IMG_2524 (Medium) IMG_3236 (Medium) IMG_2702 (Medium)

2 comentarios to “Adiós Nueva Zelanda, regresamos a Australia”

  1. MARTA said

    Doncs una vegada més s’acaba una etapa i en comença una altra. Veient el resum de Nova Zelanda, on heu tingut tantes vivències agradables i algunes de molt dures, trobo que és un país molt dur pel clima però amb uns paisatges realment preciosos, un país on es desprèn natura per totes bandes, molta herba i molta aigua.

    Endavant amb la vostra aventura!!
    Marta

  2. Anna said

    Hola parella,

    Realment us heu “treballat” a fons aquest país.
    Una vegada més hem pogut conèixer un lloc que està a milers de kms i que no sé si visitarem mai.
    Gràcies per la vostra constància i per donar-nos aquesta possibilitat.

    No defalliu.

    Molts petons,

    Anna

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

 
A %d blogueros les gusta esto: